OH MUMMY!

portada_ohmummy.jpg

Título Oh Mummy!
Género Arcade
Año 1984
Máquina 48K
Jugadores 1 ó 2 jugadores
Compañía Gem Software / Sinclair Research Ltd.
Autor Darren White, John Line
Enlaces Descarga en WOS.
Crash nº 1 página 34.
Crash nº 2 página 56.
Crash nº 3 página 73.
Crash nº 3 página 73 (versión HTML).
Your Sinclair nº 03, página 67.






En Oh Mummy! asumimos el papel de un intrépido aventurero que se interna en las pirámides de Egipto en busca de las 5 momias reales, recogiendo todo tipo de riquezas a su paso. Para avanzar de una tumba (pantalla) a otra deberá encontrar la momia y la llave que activan la puerta hacia el siguiente nivel (situada en la parte inferior derecha de la pantalla).


Pantalla de carga de Oh Mummy!

Pantalla de carga de Oh Mummy!


Oh Mummy! es un clon del sistema de juego de la recreativa “Amidar”, basado en una pantalla fija dividida en casillas cuyo perímetro debemos recorrer para “recogerlas” o “mostrar su contenido”. En este caso el área de juego es una pantalla de 5×4 casillas alrededor de las cuales podemos caminar. Al rodear una casilla con nuestros “pasos”, ésta se descubre mostrando su contenido.

No todo iba a ser fácil: para impedir que descubramos las casillas que contienen la momia y la llave (y las recojamos al tomar contacto con ellas) las momias guardianas recorren el escenario, haciéndonos perder una de nuestras vidas si nos atrapan. Aparte de la llave y la momia real que necesitamos recoger para finalizar cada pantalla, entre las diferentes casillas podemos encontrar joyas, más momias enemigas que nos perseguirán, o un pergamino que nos dará inmunidad contra ellas.


Descubriendo casillas

Descubriendo casillas


El juego tiene 3 niveles de dificultad y 5 de velocidad, siendo la combinación más alta de ellos extremadamente complicada (por no decir imposible).

Las teclas de control del juego por defecto son:

  • A, Z = Arriba / Abajo
  • K, L = Izquierda / Derecha

Es posible redefinir las teclas y por tanto usar un joystick Sinclair (6,7,8,9,0).

Gráficamente el juego es pobre y aunque está programado en código máquina, los sprites no son más que caracteres 1×1 que se mueven bloque a bloque. Los sonidos también dejan mucho que desear, pero el juego en sí es adictivo. La versión Amstrad CPC de este juego resulta mucho más atractiva gráficamente, con unos sprites más definidos, y la presencia de nuestras pisadas con un gráfico visualmente más atractivo en el suelo para indicar el suelo ya pisado y facilitar la labor de recorrido de la pantalla.


En la pantalla 2 nos persiguen 2 momias simultáneamente

En la pantalla 2 nos persiguen 2 momias simultáneamente


En resumen, un juego adictivo diseñado desde la sencillez gráfica y sonora, como casi todos los juegos pertenecientes a las primera época del Spectrum.

Valoraciones
Originalidad: [ 4 ]
Gráficos: [ 3 ]
Sonido: [ 3 ]
Jugabilidad: [ 6 ]
Adicción: [ 6 ]
Dificultad: [ 8 ]


Trucos:

POKE 24381,0 + POKE 33337,0 Vidas Infinitas


Santiago Romero
Septiembre 2003
MagazineZX #3